Nuestro navegador habitual nos ayuda a recordar las páginas web que visitamos o las contraseñas que usamos. Pero, si compartimos ordenador con alguien, ¿cómo navegar sin dejar información en el navegador? Usando la navegación privada.

Si activamos el modo de navegación privada en nuestro navegador, podemos navegar por Internet evitando que nuestro navegador guarde información sobre las páginas web que vistamos, las búsquedas que hacemos o las contraseñas que introducimos para entrar en nuestros perfiles de redes sociales. Una opción muy útil cuando estamos utilizando un ordenador compartido o público, ya que impide que las otras personas que tienen acceso al navegador puedan averiguar por dónde hemos estado navegando y a qué páginas hemos entrado.

Sin embargo, debemos tener claro que la opción de navegación privada del navegador no significa que estemos navegando de forma anónima por Internet. Aunque el navegador no guarde información sobre nuestras acciones, existen otros sitios donde sí quedan registradas. Por ejemplo, las propias páginas que visitamos saben que las visitamos y lo que buscamos en ellas. Por tanto, esta característica es útil para preservar tu privacidad, especialmente cuando se comparte un dispositivo, pero no te hace invisible en Internet.

A continuación, mediante un vídeo, te explicamos de forma rápida y sencilla cómo activar la opción de navegación privada en los navegadores más usados: Mozilla Firefox, Internet Explorery Google Chrome.