Imagen decorativa día de San Valentín
Aprovechando que hoy es San Valentín (14 de febrero) la fiesta de los enamorados, desde la OSI os traemos unos consejos para no caer en manos de las estafas románticas. ¿Estafas románticas? ¿Pero eso existe? Aunque no lo creáis sí, y son más comunes de lo que parecen.

Es una realidad, muchos usuarios hoy en día buscan nuevas amistades, compañía e incluso el amor a través de Internet. Los nuevos servicios y aplicaciones que han ido apareciendo en el mercado facilitan en gran medida esto, especialmente las aplicaciones y redes sociales de ligoteo. ¡Es una idea fantástica! ¿Por qué no? Buscamos los perfiles que nos interesan en base a nuestros gustos, preferencias, ubicación, edad, etc. e intentamos entablar una conversión.

 Imagen manos con corazón

Sin embargo, nuestro objetivo de hoy es facilitaros una serie de claves que debéis tener en cuenta para evitar sustos cuando estéis conociendo a nuevos “amig@s” por Internet con el fin de que vuestro candidato a ser príncipe azul o princesa no resulte ser un sapo o rana disfrazad@. ¿Por qué? Porque no todo el mundo tiene buenas intenciones y se están conociendo casos en los que bajo perfiles falsos, se está engañando a usuarios con el fin de que éstos realicen pagos de dinero bajo falsas excusas, se les extorsiona con la información que han facilitado para que realicen pagos de dinero o sigan enviando más información confidencial o que comprometa su privacidad, etc.

Conociendo el modus operandi

Cómo preparan el perfil

  1. Para poder perpetrar su engaño con éxito, los estafadores se aprovechan de perfiles abiertos de otras personas en redes sociales para conseguir fotos, nombres y otros datos de interés para poder montar una historia convincente.
  2. Por lo general, utilizan indistintamente perfiles falsos masculinos o femeninos dependiendo de su víctima, por lo tanto, cualquier usuario puede ser candidato a ser víctima de un engaño. Es fácil encontrar perfiles falsos masculinos en los que se detalla que son españoles o descendientes de una persona con nacionalidad española pero que se encuentran en el extranjero trabajando; y en el caso de perfiles femeninos, lo más habitual son las supuestas chicas de países del este de Europa que buscan simplemente amor.

Selección del usuario a engañar y guiado de las conversaciones

  1. Este paso es importante, porque en ocasiones, los ciberdelincuentes recopilan de antemano información de usuarios que han dejado en Internet mucha información al alcance de cualquiera para fijar su objetivo. En cierto modo, al conocerle un poquito, pueden orientan mejor los mensajes que les enviarán. Esto no quita para que cualquier persona que muestre interés por el perfil falso, pueda ser víctima del engaño.
  2. Una vez conocen a una víctima en una web, chat o aplicación de ligoteo y establecen una conversación, les invita a continuar el contacto fuera de la página web o servicio en el que se conocieron para escapar de sus controles de seguridad. De esta forma, el impostor procede a borra su perfil para no dejar rastro ni evidencias.
  3. El impostor enviará fotos para demostrar que es real y que es quién dice ser. Éstas normalmente están retocadas o están realizadas por un profesional de la fotografía para dotar de mayor credibilidad al fraude. Generalmente son gente muy guapa o en muy buena forma física. Si dudas de la veracidad de las mismas puedes buscarlas en Google Images (https://images.google.com/) o Tineye (https://www.tineye.com/) y comprobar si han sido utilizadas en otros perfiles o han sido extraídas de alguna página web.
  4. Con los datos que el usuario víctima facilita en las conversaciones que mantiene con su supuesto “nuevo amor”, una vez que se ha ganado su confianza, pueden llevarle a distintas situaciones poco agradables:

- Fraude: Una vez cae en sus brazos y aprovechándose de ello le engaña bajo algún pretexto para que le haga una transferencia o le realice un envío de dinero. Muy típico los casos en los que con la excusa de venir a verle, le solicita dinero para pagar el billete o la reserva de un hotel. Aunque hemos de decir que realmente utilizan cualquier excusa, como se puede comprobar en la historia real publicada en nuestra web “En la riqueza mejor que en la pobreza”.

- Secuestro virtual: Simulación de un secuestro exprés del enamorado para que la víctima haga un pago para el rescate y así evitar un mal mayor.

- Sextorsion: Utilización de las posibles imágenes intimas que la víctima haya compartido en algún momento, amenazándole con difundirlo y publicarlo para conseguir dinero fácil.

¿Qué podemos hacer para no ser víctimas de un engaño de estas características?

Si nuestra intención es encontrar el amor por la Red, es importante poner en práctica las siguientes recomendaciones para evitar sustos:

  1. Usa una cuenta de correo que no sea personal o profesional. Se puede crear una cuenta nueva para usarse para estas cosas.
  2. Chatea dentro la página web de contactos ya que el estafador te pedirá que chatees en aplicaciones externas o de mensajería como WhatsApp.
  3. No des información personal o financiera a extraños.
  4. Si quieres comprobar si su imagen es real, búscala en Internet.
  5. Regístrate de manera manual evitando conectarte con una cuenta externa como puede ser Google o Facebook para evitar dar más información de la necesaria.
  6. Utiliza redes sociales, apps móviles o páginas web confiables para evitar sorpresas. Leer opiniones de otros usuarios puede resultar útil en muchas ocasiones.
  7. En caso de que quedes con la persona que has conocido a través de alguna de las aplicaciones orientadas a tal fin, hazlo en lugares públicos, y avisa a algún familiar o conocido de dónde vas a estar y si te retrasarás o no.
  8. Por último, utiliza el sentido común ya que si no conoces a una persona y la historia que te cuenta es demasiado buena como para ser verdad, como dice el dicho, “hay gato encerrado”. Sospecha.

Finalmente, en caso de que caigas en los brazos de un estafador romántico, recuerda que debes recopilar toda la información disponible y denunciar ante las FCSE (Policía Nacional y Guardia Civil). Y si necesitas ayuda o tienes cualquier duda, ¡contacta con nosotros!