El protagonista de esta historia real buscaba ropa a buen precio y a punto estuvo de ser engañado por una falsificación.

Las compras online se realizan cada vez de manera más fiable y segura. Sin embargo, aún es posible encontrar algunos usos abusivos en las plataformas de compra donde el vendedor envía un artículo falso o de peor calidad que el anunciado. 

El protagonista en esta historia, Álvaro (nombre ficticio), buscaba una nueva chaqueta de montaña. Este tipo de prendas suele tener un precio elevado por requerir buenas calidades. En un primer momento, decidió acudir a los portales de venta por Internet. En ellos muchas veces es posible encontrar grandes ofertas de ventas al por mayor, de distribuidores que necesitan deshacerse de stock o ropa de segunda mano.

Para ello, Álvaro consultó eBay, una plataforma de subastas donde ya había comprado con anterioridad. Allí encontró productos con buenos descuentos pero rápidamente llamó su atención el anuncio de una chaqueta sin estrenar por tan solo 38.90€.

Anuncio fraudulento publicado en Ebay

En un primer momento, Álvaro se sintió afortunado de encontrar lo que buscaba por mucho menos de lo que había pagado otras veces en tiendas físicas. En las fotos publicadas se veía la prenda en perfecto estado, con la etiqueta incluida. Sin embargo, no tardó en dudar de un precio tan bajo y decidió investigar antes de decidirse a comprar, ya que no podía jugársela con una chaqueta que iba a utilizar en montaña.

Nuestro protagonista sospechaba que podía tratarse de un producto de colecciones anteriores, pero también había oído hablar de que se vendían falsificaciones.

Lo primero que hizo fue acudir a la página oficial del fabricante y un modelo muy similar costaba 140€, lo que le pareció demasiada diferencia.

Aparte de las reticencias que tenía, hizo una pequeña investigación en buscadores y no tardó en encontrar información sobre artículos falsos en todo tipo de foros, e incluso en la página del fabricante.

Al parecer, los productos de montaña de marcas reputadas son falsificados con mucho detalle y las diferencias son casi imperceptibles a simple vista o en una foto. A veces se encuentran prendas falsas con etiquetas originales que son robadas de tiendas y fábricas, y llegan a emular incluso el embalaje. Aunque en este caso nuestro amigo iba a comprar una chaqueta, este tipo de falsificación se da en toda clase de artículos: bolsos, zapatos, productos tecnológicos, etc.

Ante esa información, se quedó preocupado: necesitaba ropa de buena calidad para poder soportar bajas temperaturas y permitir la transpiración durante la actividad; no quería arriesgarse a comprar una falsificación que no le sirviera e incluso que le pusiera en peligro.

Así pues, ¿cómo podía saber Álvaro si estaba ante una falsificación y qué implicaciones podía tener? Ante la imposibilidad de tener el producto en sus manos recopiló una serie de consejos que debía seguir para evaluar si se trataba de un engaño:

  • Para empezar, vio que el anunciante no admitía pago por Paypal, sino únicamente transferencia bancaria. Esto disminuiría las garantías de devolución en caso de no quedar satisfecho con la compra.
  • Además, el anunciante no había realizado muchas ventas, solo unas decenas. Esto significaba que su experiencia era escasa, y ya contaba con un par de valoraciones negativas quejándose de que no habían recibido lo esperado.
  • Por último, algunas grandes marcas cuentan con departamentos dedicados a combatir las falsificaciones y existen guías publicadas para detectarlas. En este caso Álvaro encontró que las prendas originales de la marca que decía ser la chaqueta llevan varias etiquetas mientras que las falsificaciones solo llevan una grande roja,  como podía apreciar Álvaro en la foto del anuncio.

Con esta información, Álvaro confirmó que estaba ante un caso de falsificación, lo que en su caso podía resultar especialmente grave por las condiciones climáticas a las que se iba a exponer. Por suerte, tanto las plataformas de venta online (eBay, Amazon, Alibaba, etc.) como los fabricantes dedican grandes esfuerzos a combatir la venta fraudulenta por Internet, existiendo un acuerdo de actuación ante ventas de mercancía falsificada.

Para evitar ser defraudados, no obstante, conviene tener en cuenta  las siguientes consideraciones a la hora de comprar:

  • Sospecha de productos excesivamente baratos. No es habitual que puedas comprar un artículo  por una cantidad cuatro o seis veces menor que su precio de venta en el mercado.
  • Comprueba siempre las valoraciones de otros usuarios y revisa las causas de los votos negativos. Conviene además no fiarse de los que tienen pocos votos, aunque todos sean positivos.

    En la imagen se muestra un ejemplo de dos vendedores de eBay. El de la derecha sería mucho más fiable gracias a la buena reputación que se ha ganado mediante las ventas, y al mayor número de ventas.

    Imagen que muestra ejemplos de comentarios y valoraciones de un vendedor  Imagen que muestra ejemplos de comentarios y valoraciones de un vendedor

  • Si no has realizado compras satisfactorias previamente, realiza sólo compras por Paypal, que añade seguridad a la transacción, y si hay algún problema puedes recuperar tu dinero. Si los pagos se realizan a través de una transacción bancaria dependerás del vendedor o tendrás problemas al reclamar el importe de la compra.
  • Si el artículo es de una marca específica, compara con originales tanto en fotos como con productos en mano en tiendas autorizadas.
  • Consulta foros especializados sobre cómo detectar productos falsos de aquello que estás buscando.
  • Ante la duda, pregunta al vendedor si es una falsificación o un original. Normalmente los falsificadores no contestan o dan una respuesta extremadamente vaga pero eso nos permite extraer conclusiones sobre su fiabilidad.

Si aún así has recibido un producto que no es lo que se especificaba en el anuncio, o que sospechas que puede ser una falsificación puedes hacer lo siguiente:

  • Informa a la empresa de comercio online y a Paypal (o con el emisor de tu tarjeta de crédito si no usaste Paypal) sobre el problema. En ciertas condiciones, es posible conseguir un reembolso  del dinero, y también ayudarás a otros usuarios.
  • Vota negativamente al vendedor, exponiendo claramente la queja para que no le ocurra a otros usuarios.
  • Denuncia la situación ante las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado (FCSE).