A los vecinos de la familia cibernauta les han robado en casa. Al parecer, los ladrones habían hackeado algunos dispositivos conectados a la red con los que monitorizar su actividad. Al ver que llevaban varios días sin conectar la calefacción, asumieron que estaban fuera de casa y entraron para llevarse sus cosas de valor.